Tendencias

Mira cuales son algunas de las consecuencias de usar tacones altos

En la actualidad, los tacones, o sandalias altas, han tomando fuerza en la industria comercial,  pasado a ser uno de los calzados más utilizados por la figura femenina.


Aunque parezca increíble, los tacones altos no fueron creados por una mujer, sino por un hombre. La calidad de desempeño en los jinetes,  fue la principal razón de motivación del  diseñador italiano Giacomo Pirandelli, para que  pensara en un calzado con tacón en forma de aguja, con el fin de facilitar el proceso  de  manejo en  la caballería.

Las empresas comerciales encargadas de fabricar este tipo de mercancía, han innovado sus modelos y diseños, hasta llegar al exceso de la vanidad, refiriéndonos a los centímetros de más que se le han  sumando a estos, sin pensar que llegarían a utilizarse con plena normalidad, cómo los particulares modelos que exhibe la cantante estadounidense Lady Gaga.

¿Qué tan peligrosos pueden ser?

Tal vez pienses que los tacones con centímetros muy altos, te ayudarán a destacar entre las demás chicas, pero  lo cierto es que adaptar una posición antinatural, manteniendo el equilibrio casi las 24 horas del día, traerá graves consecuencias para  las articulaciones de las piernas.

El uso frecuente de sandalias con centímetros muy elevados, con el tiempo pueden presentar problemas como: esguinces (torceduras en el tobillo) , artritis (inflamación de las articulaciones), artrosis (desgaste en la zona de las rodillas), juanetes (dolor y deformación en el dedo gordo del pie.

«Utilizar tacones altos durante tiempos prolongados, como los 5 días de la semana de nuestra jornada laboral, sin duda alguna condicionará   desgastes y trastornos en las articulaciones», explicó el traumatólogo  Ihab Gharzeddine.

La postura forzada que adaptamos al colocarnos tacones altos, afectan la estática natural del cuerpo, estropeado el funcionamiento de la columna vertebral: 

 

Por su parte el traumatólogo Carlos Arévalo, explicó vía telefónica que: «Cuando nos encontramos de pie, el equilibrio  general del cuerpo, empieza a ser manejado por las piernas y rodillas. Cuando se utiliza un tacón de 2 o 3 centímetros, se divide el peso corporal en dos parte, un 50% en el talón y el otro 50% en el ante pie. Un número más elevado lleva el peso  en la parte anterior del pies, entre los dedo y el túnel tarsiano, esto trae cómo consecuencia el corte de talón de Aquile, a causa de la rígida posición (flexión plantar) que adapta al colocarse este calzado». 

 

Diseño: Thajía Di Gaetano

 

Etiquetas
Mostrar más

Jacqueline Finol

El periodismo es ver pasar la historia con boleto de primera fila

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar