Lo último

Esfuerzo que da recompensa

marzo 19, 2018

Laura Arismendi

Redactado por: Regmy Castañeda

Todo está hecho, solo hace falta salir a buscarlo. La pesca artesanal es una de las formas de vida de incontables hombres. El inicio de la jornada varía: unos salen a alta mar en horas de la mañana, otros en la tarde y otros más en la noche.

Algunos de estos pescadores artesanales salen en embarcaciones pequeñas  desde La Vela, en el municipio Colina; pueden llegar hasta a 25 millas náuticas para buscar “el pescadito”: desde carite, pargo blanco, raya o con suerte, tiburón.

A pesar de la lluvia, fuerte oleaje y todo el peligro que pueda haber al estar fuera de tierra firme, los pescadores logran ver el resultado de su esfuerzo al llegar a la orilla, donde pueden comercializar lo pescado, bien sea en venta directa o trueque por otros alimentos; al final del día, con la barriga llega, valió la pena salir a buscar el pan que se coloca en la mesa.

 

[easingslider id=”13301″]

 

Fotos/Carlos García

Etiquetas: , ,

Laura Arismendi

El periodismo...mi forma de vida.