Internacionales

López Obrador prepara plan emergente para evitar crisis en sector energético

Andrés Manuel López Obrador, ganador de los comicios presidenciales del pasado 1 de julio en México, informó que su equipo de trabajo elabora un «plan emergente» para evitar una crisis en el sector energético del país, afectado por la baja producción de petróleo y gas.

«Si no intervenimos, si no hay un plan emergente, se nos puede producir una crisis de mayor intensidad, muy grave», dijo López Obrador en rueda de prensa tras reunirse con miembros de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin).

«Vamos a rescatar, esa es la palabra. No me gustaría utilizar al sector energético, que está atravesando por una crisis severa, sobre todo en producción de petróleo crudo y de gas», agregó.

López Obrador, de la coalición «Juntos Haremos Historia», ganó las elecciones presidenciales con el 53,2 por ciento de los votos, de acuerdo con los datos del Instituto Nacional Electoral (INE).

Durante su campaña, el político de izquierda que buscaba la presidencia por tercera ocasión, se pronunció por revertir parte de las reformas estructurales iniciadas en la actual administración, como la energética, que por vez primera permitió inversión privada en el vital sector.

El veterano político, de 64 años, se comprometió este lunes a que las eventuales alzas en el precio de los combustibles se den solo con los efectos de la inflación, al menos en los primeros tres años de su gobierno, que iniciará el 1 de diciembre próximo, como parte de su estrategia para elevar el crecimiento económico del país.

«No va a haber gasolinazos (incrementos bruscos), ese es el compromiso», dijo el futuro mandatario mexicano.

«Esto es que se mantenga, en términos reales, con los mismos precios, que nada más se descuente lo que es inflación, porque si no sería bajar, y tenemos que mantener los precios considerando inflación», agregó.

Dijo que para los otros tres años de su gobierno, el precio de los combustibles incluso podría bajar como consecuencia de un plan para rehabilitar refinerías, con miras a reducir la importación de energéticos y elevar la producción local.

López Obrador abordó con los integrantes de la Concamin medidas para acelerar el crecimiento económico del país, que según el futuro presidente ha permanecido en un promedio del 2 por ciento anual en los últimos 35 años.

El objetivo de su futura administración es llevar a la economía mexicana, la segunda mayor de América Latina, a registrar tasas de crecimiento del 4 por ciento.

Planes de López Obrador

Como parte de las medidas de apoyo, López Obrador se refirió a un plan para otorgar estímulos por 3.600 pesos (cerca de 160 dólares) mensuales a 2,6 millones de jóvenes, a través de su integración en proyectos productivos de la Concamin.

El político se pronunció también por no elevar impuestos y, por el contrario, buscar formas de reducir el empresarial Impuesto Sobre la Renta (ISR) y el del consumo al Impuesto al Valor Agregado (IVA), en algunas partes del país como las zonas fronterizas y en el istmo de Tehuantepec (sureste).

Otro factor de crecimiento económico podría derivar de la descentralización de las dependencias de la administración federal, actualmente concentradas en la Ciudad de México, lo que podría llevar a un distribución más equilibrada de los beneficios.

Explicó que como un primer paso, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) podría moverse a la ciudad de Mérida, en el estado de Yucatán (sureste), mientras que la Secretaría de Turismo (Sectur) pasaría a Chetumal, capital del estado de Quintana Roo, en el Caribe mexicano.

«Queremos que todo el territorio nacional pueda crecer parejo», dijo en su conferencia de más de 20 minutos.

«No es justo ni recomendable que la inversión pública o la inversión privada se concentre solo en algunas regiones del país», agregó.

En cuanto a seguridad pública, expuso que todos los días de su mandato encabezará una reunión con su gabinete antes de las 7:00 hora local (12:00 GMT).

«Todos los días voy a informar a la nación desde muy temprano sobre este tema que tanto preocupa a los ciudadanos y también sobre otros», dijo, al agregar que «vamos a tener comunicación directa».

México llevó a cabo el pasado 1 de julio los comicios más grandes en su historia moderna, en que se eligieron más de 3.400 cargos, entre ellos el de presidente.

López Obrador, quien sucederá a Enrique Peña Nieto, del oficialista Partido Revolucionario Institucional (PRI), es el candidato con el mayor número de votos obtenidos en la historia de una elección presidencial en México.

Etiquetas
Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar