La aplicación irá proporcionando fotografías aéreas de todas las ciudades del mundo.


Estos últimos meses Google Maps nos sorprende con nuevas funciones que facilitaban el uso de esta aplicación que tanta gente usa para desplazarse.

La última sorpresa parece ir encaminada a concienciar a los ciudadanos de las condiciones medio ambientales de las ciudades en las que viven.

Analiza los niveles de gases de efecto invernadero y potenciando el uso de energías renovables.

Las personas que viven en ciudades grandes con abundante tráfico conviven día a día con la contaminación, aunque muchas veces sea difícil de ver si nos encontramos en el centro de estas urbes.

En la capital de España, por ejemplo esa capa contaminante, que el año pasado volvió a superar los niveles de establecidos por la legislación europea, es conocida como “la boina” y es fácil de ver en las afueras de la ciudad.

Pero para comprender más las zonas donde se acumula esa contaminación y sus niveles, existen distintas webs que ofrecen información detallada del día a día como la web El Tiempo, a las que ahora se suma Google con la herramienta Environmental Insights Explorer (EIE), que acaba de lanzar en fase beta.

Poco a poco esta aplicación ira proporcionando fotografías aéreas de todas las ciudades del mundo y los parámetros de la huella de carbono de cada una de ellas. De momento cuenta con cinco ejemplos de ciudades: Buenos Aires (Argentina), Victoria (Canada), Melbourne (Australia), Pittsburgh y Mountain View, la ciudad de Estados Unidos donde se encuentran las oficinas centrales de Google.

Calcular los gases de efecto invernadero de su ciudad es el primer paso hacia la planificación de acciones e inversiones en las áreas más concentradas” explican en la web oficial.

EIE diferencia las casas residenciales de las zonas empresariales y calcula la cantidad de energía que utilizan y las emisiones en cada zona.

A estos datos le suma, el estudio del tráfico.

Cómo lo hará

Para ello Google cuenta con la colaboración de las ciudades en la recopilación y elaboración de un estudio de los gases de efecto invernadero.

Potencial despliegue energía solar

Por último, una de las funciones que incluirá esta herramienta es el Proyecto Sunroof con el que Google se compromete a analizar la forma de los techos de las casas gracias a las imágenes de Google Earth, así como las condiciones ambientales de la zona y elaborar un informe de las opciones de energía solar optimas para cada usuario.

Los ahorros solares se calculan utilizando el tamaño y la forma del techo, las áreas sombreadas del techo, el clima local, los precios locales de electricidad, los costos de energía solar y los incentivos estimados a lo largo del tiempo” dice la web.

Habrá que esperar un poco para que lleguen estas herramientas a España.

Pero prometen ser un opción muy interesante para estudiar nuestro entorno urbano.