Lo último

SUCESOS

Cabure bajo sombra de muerte | Una injuria que lleva dos muertos

noviembre 5, 2018

Gerardo Morón Sánchez

El homicidio de Frank Armando Henríquez, a manos de su sobrino político Ricardo, mantiene consternados a los pobladores de Cabure y Petit, un municipio que de registrar un asesinato en 3 años y medio, pasó a sumar 4 en lo que va de 2018. A diferencia de los otros tres, el de Frank ha conmocionado a los pobladores porque lo cometió un sobrino político y porque el trasfondo tiene que ver con un suicidio.


Hacía tiempo que en el municipio Petit no se registraban cuatro asesinatos en un año. El último, antes de iniciarse el 2018, había sido el de Alí Eduardo Colina García, de 20 años, por propasarse con una mujer.

Un policía lo asesinó de un tiro en la bajada de Macuare, de Pueblo Nuevo, durante la madrugada del 11 de mayo del año 2015.

Transcurrieron 2 años, 10 meses y 16 días para que se reportara alguna otra muerte violenta, en este caso dos.

Funcionarios del Servicio de Investigación Penal de Polifalcón ultimaron a dos presuntos cuatreros en el sector La Candelaria, el 27 de marzo de 2018.

Luego se registraron tres homicidios, dos de ellos en Curimagua.

El hurto de joyas que acarreó la detención y el suicidio de Jonathan

Ninguno de los homicidios conmocionó tanto a los pobladores de Cabure y el municipio como el cometido la tarde de este domingo, una tragedia que tuvo su génesis en marzo con la desaparición de unas joyas.

Los relatos coinciden en que tras la desaparición de unas joyas, Jonathan Henríquez, de 26 años, fue sentado en el banquillo de los acusados por Ricardo Antonio, de 41 años. Este lo responsabilizó de llevarse los objetos de valor de la casa de su esposa.

Los pobladores describen a Ricardo Antonio como un comerciante influyente, con influencia en los organismos de seguridad ante quienes recurrió para que investigaran a su cuñado.

Jonathan Henríquez fue detenido como sospechoso y presuntamente sometido a tortuosos interrogatorios, en los que no lograron que admitiera la culpa sencillamente porque era inocente, según familiares.

Lea también: Fútbol sala | Vinotinto sub-20 se estrena ante Bolivia

Como era de esperarse, Jonathan quedó libre, pero más allá de los dolores físicos, su orgullo, honor y moral quedaron mancillados.

La gente del pueblo lo veía y distinto, y de un momento para acá la vida se le tornó amarga.

Terminada la carta en la que pedía perdón por lo que haría, el joven se ahorcó el 21 de marzo en la misma población de Cabure.

Discordia a partir del suicidio

El suicidio de Jonathan causó hondo pesar e indignó a los familiares, entre ellos a Frank Armando Henríquez Gamboa, quien buscaba la oportunidad para reclamarle a Ricardo Antonio la injuria que le robó la calma y paz a su sobrino.

Ricardo Antonio se desapareció de la población de Cabure y pasaba los días en su apartamento del conjunto residencial Juan Crisóstomo Falcón, en Coro, ocupado con el comercio.

Este fin de semana, Ricardo Antonio regresó a Cabure y como en todo pueblo chiquito, su tío político Frank Antonio Henríquez Gamboa se enteró y quiso increparlo.

Se presume que Ricardo intuía lo que podría pasar, eso porque estaba armado en su casa ubicada en la calle Silvestre Primera del sector Las Delicias.

Justo ahí se dio la tan ansiada, pero inesperada cita que dejó víctimas que lamentar.

Duelo mortal

La discusión inició subida de tono según testigos, que al rato escucharon un estruendo tras el cual Frank Armando cayó desplomado al piso del tinglado. El proyectil le entró por el cuello y salió por la occipital.

Lionte Henríquez Gamboa, de 50 años, intentó vengar a su hermano, pero tras infligirle una retahíla de machetazos, recibió disparos de revólver en el abdomen por parte de Ricardo Antonio.

En medio de la escaramuza, Douglas Javier Cuauro, de 17 años, residente de la vivienda, sufrió una herida con arma blanca en el el brazo izquierdo.

Testigos precisan que sangrienta refriega tuvo lugar a eso de las cuatro y media de la tarde de este domingo.

“Mando” quedó muerto en el sitio

Frank Armando, de 45 años, residente del sector Miraflores de Cabure, quedó muerto en el lugar.

Su hermano Lionte debió ser llevado al hospital de Cabure, mismo lugar al que trasladaron al homicida.

Temerosos que el pleito continuase, antes por un suicidio y ahora por un homicidio consumado y otro frustrado, la policía pidió refuerzos antes de que Cabure terminara en caos.

Detenido en Caujarao y custodiado hacia el hospital

Ricardo Antonio se vino a Coro en su misma Ford Explorer plateada, que un policía condujo desde cierta parte del trayecto, probablemente desde Las Dos Bocas.

La camioneta fue interceptada en la alcabala de Caujarao y escoltada por funcionarios de Polifalcón hasta la emergencia del hospital de Coro, a la cual arribaron a las 6:10 de la tarde.

El informe médico y del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC) reveló que el homicida presentaba heridas con arma blanca en la región cefálica y brazo izquierdo.

|Datos|  En lo que va de 2018, se registran 6 muertes violentas en el municipio Petit: 4 que corresponden a homicidios y 2 a abatidos en un presunto enfrentamiento con Polifalcón. En 2015, hubo un homicidio y ninguno en los años 2016 y 2017.

 

Lionte Henríquez llegó a las 6:37 de la tarde a la misma emergencia, donde le apreciaron heridas causadas por el paso de proyectiles en el hipocondrio y lumbar, estas últimas correspondientes al orificio de salida de los proyectiles.

Una vez en el quirófano, detectaron que los proyectiles le afectaron los intestinos y el páncreas. No obstante, superó la operación y está en recuperación.

Entre legítima defensa y homicidio intencional

La información manejada por cuerpos policiales infieren que Ricardo Antonio disparó en legítima defensa cuando era agredido por los hermanos, sin embargo, en el seno de la familia Henríquez Gamboa, sostienen que estos iban desarmados.

Frank Armando, segundo de los hermanos Henríquez en ser asesinado. Foto/ Cortesía

En el CICPC esperan la recuperación Ricardo Antonio y Lionte Henríquez para lograr con los relatos de los testigos, una versión más ajustada a la realidad.

Esperan atar los cabos sueltos y reunir los elementos de convicción que permitan al fiscal del Ministerio Público determinar si fue un homicidio en legítima defensa o intencional.

La familia Henríquez pide justicia.

Frank Armando dejó dos hijos biológicos y una de crianza, en orfandad, según su esposa, Nada Madriz, quien estaba en el campo al momento del hecho.

Segundo de los hermanos Henríquez en ser asesinado

Frank Armando es el segundo de 21 hermanos Henríquez Gamboa en ser asesinado.

El primero, hace dos décadas, fue Alcides Henríquez.

Hombres que entraron a robar a su finca lo asesinaron en Maracaibo, estado Zulia.

 

 

Miranda y Mauroa, los municipios con más muertes violentas en octubre

 


Foto principal/Archivo Nuevo Día

Etiquetas: , , , , , ,

Gerardo Morón Sánchez

Periodista falconiano, especializado en la fuente de sucesos, policial y judicial, también información general. Becario de la FNPI e Integrante de la Red Iberoamericana de Periodistas. Diario Nuevo Día "Periodismo que Integra".