Sucesos

Coro | Pelea en caimanera desencadenó crimen frente a tasca

El basquetbolista y también boxeador, Víctor Medina, de 24 años, fue asesinado por el hombre con quien un día antes, se peleó mientras participaban en una caimanera en la cancha del sector Monteverde de Coro, municipio Miranda.


El asesinato cometido durante la noche de este miércoles en la tasca hípica La Mano de Dios, tuvo sus génesis un día antes, cuando en la cancha techada de Monteverde, el joven Víctor José y un contemporáneo conocido como “Yuga”, pasaron de contrincantes en los juegos de la caimanera, a ser enemigos.

La cancha, ubicada en la avenida Ruiz Pineda, entre la funeraria Santa Ana y liceo Lucas Guillermo Castillo, fue escenario de disputas deportivas en medio de las cuales tuvo lugar una pelea durante la cual “Yuga”, salió resuelto a matar, comenzando a maquinar en el transcurso de las horas siguiente, como hacerlo.

Víctor José Chirinos, era hijo único. Foto: Cortesía

“Gatillo alegre”

En Monteverde, como en el barrio Curazaito, aseguran que se trata de un hombre mal encarado, envalentonado y que en una oportunidad acabó una fiesta a tiros.

El “Yuga” pudo estar siguiendo desde entonces a Víctor José para saldar cuentas o por el contrario ser enterado de que este se encontraba fuera de la tasca hípica ubicada en el la calle Progreso con callejón Colón del barrio Curazaito, donde confluye la mayoría de los jugadores y habitantes de Monteverde.

Víctor José Chirinos Cordero era deportista nato, jugador de básquet y futbolito, también boxeador, de ahí que siempre se le viera en las cancha, incluso representando al estado Falcón.

Tenía 24 años de edad y era hijo único de Ángel Chirinos, con quien decidió terminar el miércoles bebiendo en la tasca donde este se encontraba desde la tarde. La Mano de Dios estaba full, adentro y afuera.

Ataque premeditado

Los relatos coinciden en que Víctor José tenía escasos minutos de haber llegado a la tasca cuando al rato se apareció “Yuga”, quien tras bajarse de una moto en la que venía acompañado, fue directo hasta el joven residente de la calle Sur quien estaba al frente.

Sin vacilar, le asestó disparos en el tórax y la cabeza. Le quería seguir disparando cuando Ángel Chirinos, sorprendido por el alevoso y premeditado ataque contra su hijo, intervino y comenzó a forcejear contra el criminal que también intentó matarlo por tal osadía.

Casi un centenar de personas, clientes del establecimiento y habitantes del sector que salen de sus casas a conversar, jugar y distraerse en torno a la música, había en el callejón Colón cuando el “Yuga”, le disparó al joven deportista que a pesar de ingresado de inmediato a las 9:15 de la noche, a la emergencia del Hospital Doctor Alfredo Van Grieken, distante a tres cuadras, ingresó muerto.

El asesino está prófugo desde entonces, aunque plenamente identificado de acuerdo a la investigación que maneja el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC).

Etiquetas
Mostrar más

Gerardo Morón Sánchez

Periodista falconiano, a cargo de la fuente de sucesos, policial y judicial, también información general. Becario de la FNPI e Integrante de la Red Iberoamericana de Periodistas. Diario Nuevo Día "Periodismo que Integra".

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar