Lo último

NACIONALES

Economista Jesús Faría: “El control cambiario ya está eliminado completamente”

mayo 13, 2019

Anailys Vargas

Explicó que el mercado de las Mesas de Cambio ya existía, pero de forma informal y que han abierto el espacio para flexibilizar las operaciones cambiarias.


Hoy entran en vigencia las Mesas de Cambio anunciadas por el Banco Central de Venezuela (BCV), mecanismo con el que se convalida la eliminación del control cambiario, afirmó el constituyente y economista Jesús Faría.

“El control cambiario ya está eliminado completamente y se suprimió con la derogación de la Ley de los Ilícitos Cambiarios. Tú le quitas cualquier sanción a las operaciones cambiaras y ya no hay ningún control, solo que transcurrió un tiempo y el esquema que lo iba a sustituir todavía no se había implementado hasta ahora, lo cual puede criticarse y pueden decir que fue muy lento, pero el hecho es que ya lo estamos haciendo y que traerá importantes resultados positivos para la estabilidad económica y cambiaria del país”, expuso.

Destacó que el anuncio de las Mesas de Cambio forma parte de la política de apertura cambiaria del gobierno nacional, ajustada a la necesidad que tiene el país en este momento de captar recursos y divisas, estabilizar el mercado cambiario y la tasa de cambio afectada actualmente por la especulación.

“Aquí teníamos un control que hemos venido desmontando progresivamente no porque seamos contrarios a él o a favor de los mercados, sino sencillamente porque las políticas tienen que ajustarse a las realidades y necesidades”, argumentó.

—¿Cómo funcionarán estas Mesas de Cambio?

­—Los bancos como entes financieros que participan en las operaciones cambiarias, ahora servirán de intermediarios en la compra y venta de divisas. Es decir, que todas las operaciones en divisas que se están realizando en este momento se podrán a hacer mediante la banca y el mercado cambiario podrá captar una mayor cantidad de divisas, las cuales también se podrán comprar allí de una manera legal y transparente.

»Eso no significa que el Estado colocará todas las divisas que se colocaban antes durante el control de cambio, eso no va a ocurrir entre otras cosas porque no hay esa cantidad de divisas, sino que nuevos actores se incorporarán a la tarea que tenemos nosotros de garantizar la estabilidad cambiaria.

Lea también: ¿Eres una mamá millenials? Aquí las características

Aseguró que estos son elementos positivos que les permitirán al Estado tener una mayor fluidez y un mayor dinamismo en el tema cambiario, pero a su vez estabilizar y ubicar la tasa de cambio en su valor real y el despliegue de las fuerzas productivas.

Además, ganarán confianza ante los diferentes actores económicos y podrán seguir avanzando en el intento de combatir la especulación cambiaria que tanto afecta a los precios y la economía en su desempeño en general.

—¿Cómo eliminarán esa especulación y evitarán que este nuevo mecanismo se corrompa?

—Esto no significa que nosotros estemos otorgándole poderes especiales a los bancos, allí habrá una supervisión muy rigurosa y estricta por parte de la Superintendencia Nacional de Bancos (Sudeban) y del BCV para evitar precisamente que el esfuerzo que se haga para corregir una distorsión se transforme en un mal mayor.

Escasez de divisas

No obstante, dijo que todas las medidas tienen riesgos y que la escasez de divisas es algo que atenta no solamente contra esta medida, sino también con el desarrollo del país, pero que esto es una consecuencia del bloqueo económico por parte de EE.UU.

“Y todos así tienen que entenderlo, incluyendo los críticos de nuestras políticas, quienes por cierto jamás lo dicen, lo cual es una postura bastante hipócrita, criticar algo, pero callar las causas que han conducido a ésto, cuando en muchos casos son ellos los voceros fundamentales de estas políticas que atentan contra el pueblo venezolano. Estamos en medio de sanciones brutales, por lo cual el BCV tiene prohibido transar con dólares y no tenemos la posibilidad de desarrollar plenamente nuestra industria petrolera”, repudió.

—Precisamente porque el BCV no tiene divisas para ofertar es que detractores del gobierno afirman que esta medida no será positiva…

—Primero hay que aclarar que no es el BVC quien operará este sistema, es la banca quien desarrollará este tipo de operaciones y ciertamente estamos en una condición excepcional, hay sanciones sumamente graves que impiden que aumenten las divisas disponibles en el país para atender todas las necesidades, eso es una realidad.

»Pero no me cabe la menor duda que las superaremos y que en un futuro se incorporarán otros actores como las casas de cambio que fueron anunciadas en su momento y todavía no se han activado plenamente, el mercado de capital, la bolsa, que todos participen en función de la estabilidad cambiaria.

—Mientras estos obstáculos son superados, ¿de dónde se obtendrán las divisas que se ofertarán en las Mesas de Cambio?

—De los actores privados, aquí se calculan más de 400.000 millones de dólares de depósitos de actores privados venezolanos fuera del país y hay cálculos que van de millones a millardos porque se incluye todo lo que se está cambiando y todo lo que está circulando en nuestra economía.

»El Estado no será quien inyecte todos los recursos como ocurría antes, este mercado funcionará con las divisas que quedan que no son pocas, hay un número muy importante de actores venezolanos, empresas y personas, familias que tienen sus dolaritos y los están trayendo de fuera del país, es una plaza que se irá potenciando y vamos a superar los impactos de las sanciones.

—Aunque usted garantiza que de los actores privados se obtendrán las divisas, los detractores no comprenden ¿quién será capaz de cambiar sus dólares por bolívares cuando la moneda nacional cada vez vale menos?

—Eso es lo que dicen ellos, pero cuando nosotros observamos hay una gran cantidad de personas que están vendiendo y comprando en dólares. Si eso fuese así estas operaciones jamás tuvieran lugar, nosotros apostamos al crecimiento de la economía y cuando ésta retome el crecimiento habrá la necesidad de adquirir dólares para hacer pagos de diferente naturaleza y allí abundará el volumen de este mercado.

Dolarización, el peor escenario

Aunque es una realidad que la economía del país está dolarizada, Jesús Faría sostiene que el peor panorama para Venezuela sería que el billete que circule y la unidad monetaria legal de Venezuela sea el dólar.

“El peor escenario para nosotros es la dolarización plena, eso es lo que proponen algunos actores de la derecha, pero si eso llegase a ocurrir perderíamos la posibilidad de desarrollar una política fiscal, cambiaria, monetaria independiente, autónoma, de acuerdo a nuestras necesidades, a nuestros objetivos y a nuestra realidad, todo dependería de la política fiscal, cambiaria, monetaria de los Estados Unidos y eso no lo podemos permitir”, repudió.

Argumentó que las naciones que lo hicieron, como el caso de Ecuador, prontamente se dieron cuenta de este error “porque pierde sentido la política económica e impacto a la hora de encauzar la economía en función de un determinado objetivo que se debe definir internamente y no desde afuera”. Recordó que Rafael Correa, cuando estaba en la Presidencia, hizo grandes esfuerzos para salir de dicha dolarización, pero lamentablemente le fue muy difícil revertirlo.

—Si bien no es oficial, en Venezuela lo único que no está dolarizado es el salario….

—Siempre la economía de Venezuela ha sido rentista, petrolera y dependiente del dólar, eso no es de ahora, siempre ha estado atada a la moneda estadounidense, solo que ésta tenía una tasa de cambio que se sostenía porque habían abundantes recursos y todos los precios se daban en función de ese indicador.

»¿Qué ocurre ahora? La tasa de cambio sigue incidiendo, solo que como hay hiperinflación (de la cual estamos saliendo), impacto sobre el cono monetario y escasez del dinero circulante, eso que existía antes hora se expresa en términos de una intervención directa de la moneda estadounidense. Ante tanta perturbación, ahora es que se observa esa situación de que todos los precios están dolarizados, pero cuando la economía y los precios comiencen a estabilizarse ese fenómeno se revertirá.


Foto/ Iván Martínez

Etiquetas: , , ,