FalcónGenerales

Años dorados en productividad para el país

Hoy 29 de mayo los adultos mayores celebran hoy su Día y se sienten con ganas, fuerzas y productivos para seguir brindando al desarrollo del país.


Llegar a la edad dorada es una etapa a la que todos quisiéramos llegar sanos, fuertes y con ganas de seguir apostando al desarrollo de la nación. Cuando las personas llegan a la tercera edad, muchas veces se ven alejadas de la vida productiva no solo por enfrentar su jubilación sino por cuestiones de salud, que los sentencian a una vida pasiva y alejada de posibilidades de permanecer en el mercado productivo.

Sin embargo, hay otros que permanecen activos, con actitud y con ganas de trabajar a pesar de la alta edad que puedan tener, tal es el caso de la señora Mórela Mavo, quien lleva 40 años de servicios en el área de enfermería del Hospital Dr. Rafael Calles Sierra, a donde regresó luego de haber sido jubilada.

Lea también: 70% del articulado del COPP en Falcón es letra muerta

Radiante y con una sonrisa de oreja a oreja, Mórela nos reveló su edad. Tiene 65 años y se siente fuerte y con ganas de seguir trabajando: “Me había ido jubilada, tomé un descanso pero decidí regresar, me lo permitieron y aquí sigo enseñándole mis conocimiento a las nuevas generaciones de enfermería y también he aprendido de ellos”, manifestó.

Mórela Mavo: “Es importante que la juventud actual sienta amor por el trabajo, vemos mucho desanimo en los jóvenes y hay que incentivarlos para que sean productivos para la nación”. Foto: Edgar Gómez.

Mayores, pero productivos

El potencial productivo de las personas mayores es todo un tema, y de gran actualidad, pese a la edad que tienen muchos abuelos profesionales que en la actualidad están jubilados se siente en capacidad de seguir apostando al progreso del país. Nicolás Araujo, es un docente jubilado de la Escuela Técnica Industrial Francisco de Miranda, donde tuvo 27 años de servicio.

Lea también:

A sus 63 años de edad, el docente jubilado se siente en capacidad de seguir siendo productivo para el país y decidió censarse en el plan Chamba Mayor donde le ofrecieron la posibilidad de regresar a las aulas de clases: “Me siento con fuerzas, ánimo y ganas de seguir brindando mis conocimiento a los jóvenes para que sean el futuro del mañana”, destacó.

Raúl Marín: “Recuerdo que mi primer cajón limpiabotas me lo hizo su mamá cuando tenía 9 años y cursaba 4 grado, desde allí comenzó mi faena en la que llevo más de 50 años ejerciendo”. Foto: Edgar Gómez.

El señor Raúl Marín tiene 62 años años de edad y desde los 9 años está trabajando como limpia botas. Con una mirada un poco pálida y con rasgos en su rostros que revelan el trabajo que ha tenido que pasar para sacar a su familia adelante, el zapatero nos concedió una entrevista donde nos dijo “la edad no es motivo para dejar de ser útil a la nación”.

Nicolás Araujo: “Me censé en el plan Chamba Mayor para seguir formando jóvenes que aporten al desarrollo de nuestro país que tanto lo necesita”. Foto: Edgar Gómez.

Raúl recibe el pago de pensión que otorga el gobierno nacional, pero tiene dos hijos adolescentes a quienes sacar adelante y esta no es suficiente para la alimentación de sus terruños: “Francamente lo que nos pagan de pensión solo alcanza para comprar tres paquetes de harina y pagar el pasaje, no es hablar mal del gobierno pero es la realidad. Gracias a mi Dios con el trabajo de limpiabotas he podido sacar adelante a mi familia y mientras sienta fuerza seguiré limpiando botas”, reveló.

Al celebrar hoy el día de la persona adulta mayor, la ciudadanía debe reflexionar sobre el papel que cumple este importante grupo de la población e integrarlo de la manera más positiva en la construcción de una sociedad más justa y con mayores posibilidades de valorar sus conocimientos y experiencias. Quizás en estas personas se encuentre la solución a las problemáticas que vive el país actualmente.


Fotos: Edgar Gómez .

 

 

Etiquetas
Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar