Deportes

Viajero soñador | Ciclista de 79 años viajó de Carúpano a Coro

El carupanero Adalberto José Marcano tomó la decisión de realizar esta travesía debido a que en su natal, Carúpano, se le ha dificultado para conseguir dos cauchos y dos tripas que necesita su bicicleta para repotenciarla para dejarla «nuevecita» como antes. Le han comentado que en el negocio de el Guaro en el mercado viejo están estos materiales.


Imposibilitado de no poder conseguir dos cauchos y dos tripas para su bicicleta de carrera, Adalberto José Marcano, no comió cuento, decidió trasladarse desde su natal Carúpano del estado Sucre, hasta Coro, con la intención de lograr lo que tanto le ha costado obtener en los últimos meses: dos cauchos para su bici.

Adalberto Marcano, mejor conocido como “Teté” cumplirá 80 años de edad el venidero mes de marzo de 2020. Pero lo más asombroso que a sus 79 años mantiene intactas sus condiciones para maniobrar la bicicleta de ruta de su propiedad desde hacen 70 años.

“Teté”, quien nació en una humilde vivienda de la calle Colombia frente al liceo Simón Rodríguez de Carúpano, dice que vino a Coro por un contacto que hizo que le aseguró que en la capital falconiana están los cauchos para su bicicleta.

Se ha propuesto hacer varias actividades para obtener el dinero y comprar estos materiales que tanto le hacen falta para repotenciar su bicicleta.

«Teté» Marcano es todo un maestro en el arte de maniobrar su bicicleta. 

Entre esas actividades que se propone realizar, “Teté” ha pensado montar un show en un espacio público donde mostrará a los presentes sus habilidades y destrezas sobre el manubrio en el control de la unidad.

Dice que tomará el monumento a la madre en el parque nacional Monseñor Iturriza para realizar sus maniobras montado sobre su bicicleta, donde espera captar la atención y el gusto del público.

La primera carrera que realizó en su vida la hizo a la edad de los 8 años en Coro, “cuando viví un tiempo con su hermana Raquel en esta ciudad”.

La experiencia que ha vivido “Teté” es digna de admirar. Salió de su casa, en Carúpano, el pasado 7 de junio y arribó a Coro el pasado 31 de julio. Solamente el recorrido de Carúpano a Caracas le valió viajar durante cinco días. Dice que cuando salió de su hogar no le comunicó nada a ninguno de los miembros de la familia. “Tuve dos semanas que no me comunicaba con ellos, pero lo hice hace poco”, comentó.

Padre de seis varones y tres hembras de la familia Marcano, Adalberto, entre sus oficios también ha impartido clases de matemáticas a los niños de su tierra. “Porque los niños necesitan esa materia en las escuelas”.

Ei ciclista Tete Marcano hasta clases de matemáticas ha ofrecido a los niños. 

La travesía de “Teté” ha sido única y desafiando más de un mil kilómetros de carreras y sin casco de protección que deben usar los ciclistas, asegura que decidió emprender el viaje porque en Carúpano no ha conseguido tener el apoyo de ninguna institución ni empresa para obtener los cauchos 700X23 de ruta que necesita.

Dice que el ciclismo en Carúpano está por el suelo como casi en la mayoría de los estados del país, donde casi no son organizados los populares y tradicionales clásicos ciclísticos que tantas emociones y pasión levantaron a los seguidores del deporte del gusano multicolor.

«Quiero hacer una buena exhibición al público», comenta, con la intención de recabar fondos que serán destinados a la adquisición de los cauchos, que según le han comentado, tienen un costo que sobre pasa los 150 mil bolívares y 100 mil cada tripa.

«Teté» ha participado en innumerables pruebas de ruta a nivel nacional, destacando su actuación en Rio Caribe, donde ocupó el cuarto lugar, Vuelta a Carúpano y en competencias internas de su comunidad.


Fotos/Carlos García
Etiquetas
Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar