Lo último

FALCÓN

Pescado a orilla de playa es más barato

septiembre 22, 2019

Irene Revilla

Aunque los paraguaneros estemos rodeados de zonas costeras, en los hogares no se acostumbra a preparar todos los días pescado, sin embargo, la crisis ha obligado al paraguanero a buscar alternativas y entre ellas está comprar pescado fresco, a orilla de playa porque es excelente proteína y cuesta 90% menos que un kilo de carne roja.


Es por ello que el pescado a orillas de las costas de Carirubana se vende muy rápido y a primera hora de la mañana. Los vendedores comentan que la gente siempre busca economía y calidad, comparan precios y variedad.

José Mustiola, vendedor en Carirubana comentó que las ventas han estado buenas, más que todo los fines de semana cuando la gente sale a comprar la comida de la semana. “Los clientes buscan calidad, precios y los pescados más conocidos como la raya y el tajalí”.

Aseguró que las familias siempre buscan lo fresco, pero también comparan precios y por eso acuden a la orilla que es donde se consigue el pescado del día y a buenos precios.

En su mesa había desde raya hasta tajalí que le venden los pescadores directamente cuando arriban con la carga.

Por su parte, Alexander Medina, contó que las familias buscan los pescados más comunes como la raya, el carite y la cujinua para freír.

Lea también: Gasolineras de Punto Fijo amanecieron con cola

“Nosotros les tenemos variedad y a buen precio, los clientes siempre regresan porque hay calidad y buenos precios”, dijo.

En su mesa había raya, carite, cujinua, carachana, entre otras especies. Los precios van desde 8.000 hasta 16.000 bolívares el kilo.

 

Clientes satisfechos

 María Hurtado, habitante de la calle Zamora de Punto Fijo, contó que ahora en su casa se come más pescado de antes, porque es una buena proteína y el dinero rinde más.

“Anteriormente comíamos más carne y pollo, pero ya no se puede eso pasó los 60.000 bolívares por kilo. No lo podemos pagar. Siempre vengo tempranito porque se consigue pescado fresco y a buen precio”.

Dijo que lo único malo es que no tienen punto de venta, por ello va durante la semana al banco para poder comprar los fines de semana.

“Me llevo unos seis u ocho kilos, con el dinero que gasto no compro ni la mitad en carne, es un gran ahorro”, dijo.


Fotos/ Edgar Gómez

Etiquetas: , , ,

Irene Revilla

Amo el chocolate