Especiales

#HambreCero, por una alimentación sana para el mundo

Divinamente Sano, es un neuroentrenamiento totalmente práctico, didáctico y experiencial


Desde 1951 cada 18 de noviembre se celebra en Venezuela el Día Nacional de la Alimentación, en conmemoración a la fecha de creación del Instituto Nacional de Nutrición (INN); además, de recalcar la importancia de la alimentación para conservar y preservar la salud de las personas.

En referencia, el INN ha promovido campañas buscando el cuidado alimenticio de los individuos, siendo pionera la creación del Trompo de los Alimentos, llamado de esta manera por el popular juego del trompo venezolano; representado en colores, y cada uno de ello, posee un tipo de alimento distinto: Color gris; están los azucares, la miel y papelones; color anaranjado; están las grasas y los aceites vegetales; color azul; representado por la leche, la carne y los huevos; color verde; las frutas y hortalizas, y en el color amarillo; están los granos, cereales, tubérculos y plátanos.

Este 2019, las actividades se centran en el lema: Nuestras acciones son nuestro futuro, una alimentación sana para un mundo #HambreCero, el cual fue establecido por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, para celebrar el Día Mundial de la Alimentación, el pasado 16 de octubre, haciendo énfasis en la exigencia de generar acciones globales destinadas a lograr que, una alimentación sana esté disponible y asequible para todos.

La doctora María Cristina Trompiz, refiere que la alimentación es un proceso complejo donde interviene una multitud de factores e interrogantes: cómo, cuándo, dónde, con quién y con qué frecuencia comemos.

“Alimentarse bien, es uno de los caminos más fiables para proteger y mantener la salud. La nutrición, ha jugado y juega un papel importa en nuestra vida, incluso antes del nacimiento”, puntualizó.

De igual forma, dijo que no hay alimentos buenos o malos, sino que hay dietas equilibradas y no equilibradas. “La variedad de la alimentación es la mejor garantía de equilibrio nutricional; y la mayoría de los alimentos, son mezclas complejas de nutrientes en calidad y cantidad”, agregó Trompiz.

La especialista en Dietoterapia destacó que es fundamental tomar en cuenta la diferencia entre alimentación, nutrición y dieta.

El primer término se refiere a que el individuo toma del mundo exterior una serie de sustancias que, aportan materiales que cumplen una función nutritiva en el organismo; por nutrición se entiende que el humano ingiere, absorbe, transforma y utiliza las sustancias que se encuentran en los alimentos, con el objetivo de suministrar energía para el organismo, aportar materiales para la formación, crecimiento y reparación de las estructuras corporales, con los elementos necesarios para regular los procesos metabólicos y reducir el riesgo de enfermedades; mientras que dieta está relacionado con las cantidades de alimentos o mezclas que se consumen habitualmente; aunque también, puede hacer referencia al régimen que en determinas circunstancias realizan personas no sanas.

Divinamente Sano

Entorno a los anterior, y a la experiencia de estar sana, después de padecer un tumor que le impedía tener hijos y hoy día tiene cuatro, la también psicoterapeuta ha desarrollado diferentes formaciones durante 28 años a nivel mundial, las cuales son impartidas de acuerdo a las culturas de cada país; y al mismo tiempo, toman en cuenta la visión personal y colectiva de cada participante.

“Divinamente Sano, es un neuroentrenamiento totalmente práctico, didáctico y experiencial. Son ocho horas de aprendizaje y compartir, dirigido a todo público, es decir, pueden asistir tanto niños como los más adultos, lo único indispensable es querer vivir la transformación hacía los correctos hábitos alimenticios, que se puede aprender a vivir sano, siendo consciente de lo que se piensa y lo que se come, conllevando a elevar la calidad de vida”, subrayó Trompiz.

De acuerdo al entrenamiento, la especialista aseguró que pese a la situación país, si se puede tener una alimentación saludable.

“El contexto que se está viviendo es una oportunidad, una gran escuela para conocer y aprender alimentarnos. Anteriormente vivíamos en la rutina de comer por comer. Ahora estamos en un proceso donde valoramos lo que comemos, definimos y diseñamos estrategias experimentando un despertar, donde comer vegetales ya no es una obligación”, precisó la dietista.

Testimonios

Profesionales de la salud, docentes universitarios, psicólogos y público general que se han dado  cita en Divinamente Sano, comenta su experiencia:

Deledda Antequera: “Es un entrenamiento excelente. Se reciben conocimientos desde una alimentación sana hasta como controlar los pensamientos negativos, y así llegar a un estado de bienestar, que se traduce en una mejora de vida. Agradecida por tan bella experiencia”.

Antonieta Fuguet: “Es un regalo de Dios, una formación integral. Conocí y adquirí los conocimientos para cambiar los malos hábitos alimenticios. Además, de comprender que es ecesaria tanto la alimentación física como la espiritual. Se debe dejar en el pasado los episodios que algún momento nos afectaron; de lo contrario eso influye en nosotros mismos, impidiendo reencontrarnos con Dios y llegar al bienestar físico-emocional”.

Jazmín Arteaga: “Es un aporte extraordinario, y dadas las circunstancias actuales nos educa e invita a tomar conciencia de comer para alimentarse, y no solo por placer, donde las emociones predominan y dominan”.

Libro de María Cristina Trompiz
Foto/ Cortesía

Temática desarrollada en el neuroentrenamiento Divinamente Sano

  • La situación actual de la salud: la obesidad, desnutrición, el cáncer, la diabetes y las enfermedades cardiovasculares. ¿Cuáles son las patologías más frecuentes en el venezolano?. Las estadísticas no nos favorecen, entender y definir que si pueden cambiar.
  • Mi Cuerpo físico. ¿Cómo cuidarlo, promover y mantenerlo saludable: Qué, cómo y cuándo comer?
  • La importancia de la actividad física en la salud y sus beneficios físicos y psicoemocionales.
  • Mis pensamientos y emociones son generadores de mi salud. Cambio de patrones mentales almacenados y enraizados por larga data: Decidir crear pensamientos y emociones agradables para disfrutar el don de la vida.
  • Reflexión de cómo afecta el pensamiento y las emociones en la salud. ¿Cómo trabajar el perdón, la ira y el amor y la tolerancia? para vivir en armonía y saludable.
Etiquetas
Mostrar más

Marianny Chiquito

Ser Periodista, es Ser un Invitad@ VIP de la Noticia.!!

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar