ComunidadFalcón

Habitantes de los pueblos de Paraguaná madrugan para comprar en Punto Fijo

Por la cuarentena el transporte público está saliendo del Centro de Punto Fijo en unidades de más de 24 puestos


Los habitantes de los pueblos de la Península de Paraguaná están desde las 3:00 de la madrugada en las paradas de sus comunidades para poder tomar un transporte que los lleve a Punto Fijo para poder hacer sus compras durante la cuarentena.

El transporte para los pueblos no ha sido el mejor, sin embargo con la cuarentena se agudizaron las fallas porque son muy pocas unidades las que están operativas y por ello, los habitantes que desean salir de los municipios dormitorios deben hacerlo a primera hora para poder tomar un transporte, comprar y estar en sus hogares en la tarde.

Cuentan que al lograr salir de los pueblos y llegar a Punto Fijo, hacen compras rápidamente para irse a las paradas antes de las 11:00 de la mañana para poder abordar el bus antes de las 2:00 de la tarde.

A veces hay gente en cola hasta las dos de la tarde. Nosotros salimos a una consulta, no hallábamos como venir, nos vinimos en una cava y bueno, podemos pasar hasta tres horas en cola.

Dijo Rafael Gómez.

Legalmente estas unidades de transporte salen del terminal de Punto Fijo “Alí Primera”, pero debido a la cuarentena social, las pocas unidades habilitadas para tal fin están en la calle Penínsular del Centro de Punto Fijo y salen a los distintos pueblos de Paraguaná.

En la cola se observan familias con bolsas de alimentos, compras de todo tipo y en grupos, que esperan transporte para Buena Vista, Pueblo Nuevo, Tacuato y Charaima.

Salgo de cinco y media a seis de la mañana para que me dé tiempo de comprar lo que necesito y volver a la cola a ver en qué me voy. Las unidades están saliendo cada media hora para los pueblo.

Dijo León Bermúdez habitante de Charaima.

 Los pueblos del municipio Carirubana, Falcón y Los Taques, son sectores que fungen como dormitorios, la mayoría de sus habitantes viaja a Punto Fijo para poder abastecerse de lo que necesitan en sus hogares e incluso en negocios como bodegas dentro de las viviendas.

Etiquetas
Mostrar más

Irene Revilla

Amo el chocolate

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar