Deportes

Omar Vizquel recomienda estar activo para no deprimirse

Vizquel es definitivamente un hombre hiperactivo, que ahora le dedica más tiempo a su hija de doce años.


«Hay que cumplir a cabalidad con la cuarentena y las normas sanitarias recomendadas por las autoridades de salud. Cuídate y cuida a los tuyos. Sal con máscara y guantes. Evitemos propagar esta enfermedad».

Recomienda Omar Vizquel en su red de Instagram y en algunos videos difundidos en la televisión venezolana e internacional.

La exestrella del campocorto en Grandes Ligas por casi un cuarto de siglo, hoy por hoy cumple muy activo la cuarentena en su nuevo hogar situado en Arizona, Estados Unidos.

«He tratado de evitar muchas noticias sobre el tema del coronavirus, pero siempre me mantengo informado».

En una entrevista vía Zoom realizada por «Agenda Éxitos» de Venezuela, el fuerte candidato a entrar un día al Salón de la Fama de Grandes Ligas.

«Estoy disfrutando mi nueva casa en Arizona. He aprovechado estos dos meses para construir un closet, vaciar las cajas pendientes, regar las maticas del jardín. Es como cuando termina la temporada en las mayores, que durante noviembre, diciembre y enero haces las cosas que tienes pendientes, pero ahora lo estás haciendo en abril, mayo y esperemos que no sea por muchos meses más. La diferencia es que estás encerrado y prefieres hacer tus cosas. Es como cuando te eliminan en un playoff y no quiere saber nada de la gente, prefieres aislarte. Lo recomendable es estar activo para no deprimirte».

Vizquel es definitivamente un hombre hiperactivo, que ahora le dedica más tiempo a su hija de doce años, con la que hace las tareas que le mandan vía online, aparte de jugar voleibol con ella en el patio de su casa: «En general mis días son muy activos. También pinto y cocino para la familia. Cuando son las diez de la noche a veces ni me doy cuenta».

Ese dedicar más tiempo a su infanta, ya que como jugador y ahora técnico le hacía pasar por lo menos nueve meses («si no te metías en la postemporada») fuera del hogar, lo toma con paciencia y buen humor.

«Hay días en que amanece del otro lado de la cama y uno le agarra miedo. Estoy con cuatro mujeres (incluyendo esposa y suegra) y las hormonas están explotando constantemente (risas). Eso sí, cuento con mi cueva donde pinto y leo mis libros de cocina, aparte de hacer cosas en el jardín como diseñarlo a mi gusto».

Cine venezolano

También recomendó la página web fecive.com o «Cine venezolano en cuarentena», especializada en películas venezolanas, las cuales vienen acompañadas con entrevistas a los directores y actores de las mismas: «Me encanta meterme y ver lo que se hace en mi país».

Por cierto este portal señala que su misión es ser un punto de encuentro para la integración del venezolano con otras culturas, generando vínculos significativos a partir del arte y la cultura, compartiendo lo mejor del cine venezolano de manera gratuita y en alianza con sus creadores.

Los martes, miércoles y jueves comparten cortometrajes en web y redes sociales; mientras los fines de semana presentan un largometraje nacional invitado, realizando transmisiones en vivo a través de instagram con los realizadores y protagonistas de las cintas, así como con invitados especiales. 

Aunque Vizquel tiene más de tres décadas trabajando y viviendo en Estados Unidos, especialmente en Seattle, donde comenzó como grandeligas en 1989, siempre busca inculcarle a su hija y su hijo de 24 años, «los valores de la familia venezolana, que es más unida y pegada. Aquí la cosa es más dispersa y uno debe fajarse más con la crianza de los hijos. Siempre quiero transmitirles esos mismo valores de las familias venezolanas, como lo hicieron mis padres».

También acotó en esa entrevista radial que está preparando una exposición de pinturas sobre el tema de beisbol, enfocado en el temas de los guantes, su evolución desde su génesis en el siglo pasado hasta hoy en día: «También sigo con temas diversos como un cuadro del Roraima en el macizo guayanés; o una mujer con un tigre. Pinto lo que me inspira».

Recordó que le encanta tocar los timbales y la percusión en general: «Mi hijo se fue por el camino de la música, aunque me habría gustado que fuera pelotero, pero prefierió la música. Tiene buen oído y ha practicado algunos instrumentos musicales. Es DJ en Seattle, donde vive, y trabaja también en una fábrica de instrumentos musicales. Es el camino que le gusta».

Cuando le inquirieron que si habrá un antes y un después de que pase esta pandemia, considera que si existirán cambios, pero sin ser apocalíptico: «Se debe ser cuidadoso y esperar que las autoridades de salud den el permiso… La idea es no caer de nuevo (en la pandemia). Al principio te dará miedo hasta dar la mano, pero luego que se controle la enfermedad y agarres la confianza otra vez, pienso que se volverá a la normalidad».

En cuanto a su patria venezolana, señala que «todas las cosas que nos afectan se pueden resolver en la misma Venezuela».

Etiquetas
Mostrar más

Josmary Escalona

Periodista principalmente de la fuente política que también hace diarismo, entrevistas y trabajos especiales sobre temas que la población desea conocer.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar