Internacionales

UE: «el Gobierno británico debe respetar el acuerdo del brexit»

Según el periódico «The Financial Times», el gobierno de Boris Johnson planearía impulsar una legislación que modifica partes del acuerdo de salida de la UE


Boris Johnson lanzó este lunes una bomba sobre las estancadas negociaciones «posbrexit” con la Unión Europea, al amenazar con abandonarlas a mediados de octubre y prepararse a anular disposiciones claves del firmado y ratificado Tratado de Retirada.

La reacción de Bruselas no se hizo esperar.

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, subrayó que el gobierno británico está legalmente comprometido a respetar el acuerdo de salida del bloque comunitario firmado con Bruselas, base de la futura relación entre las partes.

«Confío en que el gobierno británico implementará el acuerdo de salida [del bloque], obligación ante la ley internacional y condición previa para cualquier futura asociación», señaló en Twitter.

La advertencia de Von der Leyen ocurre después de que el periódico The Financial Times reportara que el gobierno del primer ministro británico, Boris Johnson, planea impulsar una legislación que modifica partes del acuerdo de salida de la UE que las dos partes sellaron hace un año.

Ese reporte mencionó a tres fuentes próximas de los planes, quienes señalaron que el proyecto de ley podría ser enviado al Parlamento aún esta semana y modifica aspectos del acuerdo relativos a Irlanda del Norte y ayuda estatal.

Londres busca «clarificar» acuerdo sobre Irlanda del Norte

El gobierno británico reconoció más tarde su intención de legislar para modificar los compromisos firmados con la Unión Europea sobre Irlanda del Norte en el marco del «brexit”, a pesar de las advertencias de los europeos.     

«Estamos tomando medidas limitadas y razonables para clarificar elementos específicos del protocolo de Irlanda del Norte en la legislación nacional, para eliminar cualquier ambigüedad y garantizar que el gobierno siga siendo capaz de cumplir sus compromisos con el pueblo norirlandés», dijo un portavoz de Downing Street.      

En concreto, la ley que se prepara podría eliminar la obligación del Reino Unido de controlar las mercancías que pasan de Gran Bretaña a Irlanda del Norte, como parte del acuerdo alcanzado con la UE para evitar una infraestructura fronteriza entre esa provincia y la República de Irlanda, a fin de no perjudicar el proceso de paz norirlandés.

Johnson amenaza con dejar mesa de negociación

Bruselas y Londres se hallan ahora inmersos en la negociación de su relación futura, lo cual incluye cualquier asociación comercial, que ambas partes quieren terminar antes de que concluya el vigente periodo de transición -durante el que el Reino Unido aún está vinculado a las estructuras comunitarias- el próximo 31 de diembre.

Iniciadas en marzo y ralentizadas por la pandemia del coronavirus, esas conversaciones llevan meses estancadas en dos grandes cuestiones.

Los europeos quieren conservar su derecho a pescar en las ricas aguas británicas y controlar las subvenciones públicas de Londres a las empresas locales para evitar lo que, según ellos, sería una competencia desleal.     

Johnson se niega a ambas cosas, denunciándolas como condiciones injustas que la UE no impone a ninguno de sus otros socios comerciales, y para dejarlo claro amenazó con dejar la mesa de negociación dando un portazo.

Etiquetas
Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar