FalcónGenerales

Amas de casa sacan los ahorros para pintar la casa

Familias falconianas consideran que ahorrar es el mejor método para lograrlo.


La época decembrina es una de las más hermosas del año, pues motiva a las personas y estimula en ellas los más bonitos sentimientos. Uno de ellos es el deseo de renovación, de plantearse nuevas metas, trazarse nuevos proyectos y trabajar en función de mejorar su salud y apariencia física.

Y en esa tónica de renovación, muchas personas deciden hacer cambios más allá de su apariencia y preparación. En víspera de Navidad y pensando en recibir el nuevo año, muchos piensan en renovar su hogar, y precisamente, pintar la casa es una de ellas.

Yhoana Sánchez, profesional de la docencia, comenzó a ahorrar desde julio para poder pintar su casa.

Familias de varios hogares de la calle Proyecto de Curazaito, decidieron hacer un sacrificio este año en función, precisamente, de darle un nuevo rostro a sus casas, y que a pesar de las dificultades que hoy se vive se atrevieron a hacerle un “cariñito” a su hogar.

La docente Yhoana Sánchez, cuenta que desde el pasado mes de julio ella y su esposo, quien es funcionario de la policía, comenzaron a pensar en pintar la casa, la cual llevaba como tres años sin recibir una pinturita.

Fue a partir de ese mes que se les ocurrió emprender esa tarea. Dice que lo primero que comenzaron hacer fue ahorrar de poco los ahorros.

“Somos dos profesionales en la casa y desde ese momento comenzamos a prepararnos, a pesar de que estamos en una dura situación en el país”, dice.

Al llegar noviembre destaparon “el cochinito” y lograron reunir para comprar un pote de pintura.

El pote de pintura lo consiguieron en 15 dólares, y fue así que entre ambos lograron hacer realidad la idea de retomar una vieja costumbre de darle una pinturita a las paredes de la casa.

“Teníamos como tres años que no la pintábamos, y hoy nos sentimos felices en la casa por volver a pintar nuestro hogar”, dice con orgullo la profesora Sánchez.

Ahorrar con tiempo: Lisbeth Morillo

La señora Lilibeth Morillo es ama de casa, relata que siete años han pasado desde la último vez que pintaron su casa.

Pero este vez, ella junto a su esposo, quien trabaja como cauchero, quisieron ponerle el ambiente navideño a la casa.

Lilibeth Morillo, entre ella y su esposo reunieron durante siete meses el dinero para comprar un pote de pintura.

“Sabíamos que no era fácil por lo de la situación del país, pero junto comenzaron a ahorrar a partir del mes de mayo de este año, ahorrar poco a poco y con mucho sacrificio fue que logramos juntar el dinero”.

Dice que esta semana ella fue en la búsqueda del pote y pintura, pero para su sorpresa encontró una “oferta”, un pote de pintura y su brocha por 12 dólares y sin pensarlo dos veces, los compró.

“Mi mensaje es que sí se puede, ¿cómo?, ahorrando, pero haciéndolo con anticipación y sobre todo con mucho sacrificio con el deseo de salir adelante en lo que te propones”, comentó.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar