Sucesos

Coronel vendía armas de manera clandestina en Yaracuy

Ya había vendido una sub ametralladora UZI y tenía casi negociado un fusil R15 y una escopeta, según confesión del único detenido.


El gobernador del estado Yaracuy, Julio León Heredia, informó el viernes 2 de marzo sobre la incautación de un lote de armas de guerra y municiones tras el  allanamiento de una casa, en el sector Altos de Yurubí, San Felipe.

 El inmueble funcionaba  como “tienda” ilegal de venta de armas de guerra, dijo el mandatario local en su programa radial de los viernes.

En el procedimiento se retuvieron un fusil R15, calibre 5.56; 4 escopetas calibre 12; 2 rifles calibre 22, 60; municiones para fusil calibre 5.56; 22 cápsulas calibre 12; 3 cargadores para fusil R15; 1 mira óptica; 2 cargadores para pistola calibre 9mm y un cargador para pistola calibre 35, detalló.

Comentó que a través de labores de inteligencia se localizó la tienda clandestina de armas, ubicada en el mismo sector donde queda la residencia oficial del gobernador, al final de la avenida Yaracuy de San Felipe.

Se excusó de no poder  ofrecer detalles por cuanto las investigaciones están en pleno desarrollo, pero anticipó que se llegará hasta las últimas consecuencias y “caiga quien caiga se llevará a que enfrente la justicia”.

El comandante de la Policía del estado Yaracuy, comisario general Emilio Rojas, agregó en un boletín de prensa de la gobernación que el arsenal de armas es propiedad de un militar de considerable rango de apellido Gil Camacaro, quien las ofrecía en venta.

Resaltó que al momento del operativo policial fue detenido y trasladado a la sede de la Dirección de Inteligencia y Estrategia Preventiva (DIEP), Luis Oscar Morales Ardiles, de 42 años.

Según las actas, la comisión recibió información de que hacia una vivienda unos hombres habían introducido armas de fuego, entre ellas un fusil. Dada esa información, ingresaron al inmueble y colectan en una de las habitaciones el arsenal, así como accesorios militares.

Sobre la procedencia del arma, el detenido manifestó que el dueño era el coronel José Ramón Camacaro Gil, quien le había manifestado que negociaría un fusil AR15 ya que la sub ametralladora UZI la había vendido, y ahora estaba negociando el fusil R15 y una escopeta pajiza 12 en 1.200 dólares.

Sobre quién es el coronel José Gil Camacaro, diversas reseñas periodísticas indican que ejerció como gerente de la Secretaría de la Presidencia quien estuvo procesado, aunque fue sobreseido en el 2011, por presunta sustracción de efectos y fondos pertenecientes a las Fuerzas Armadas, malversación de fondos y obtención ilegal de provecho personal en contratos y actos de la administración de la FAN.

Etiquetas

Gerardo Morón Sánchez

Periodista falconiano, a cargo de la fuente de sucesos, policial y judicial, también información general. Becario de la FNPI e Integrante de la Red Iberoamericana de Periodistas. Diario Nuevo Día "Periodismo que Integra".

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar