Internacionales

Bachelet pide «enfoque transformador» para combatir racismo sistémico

Los informes encontraron que los oficiales de aplicación de la ley rara vez son responsabilizados por las violaciones a los derechos humanos.


La alta comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, presentó hoy lunes un informe que centra la atención en las violaciones a los derechos económicos, sociales, culturales, civiles y políticos sufridas por los afrodescendientes.

El informe, titulado «Promoción y protección de los derechos humanos y libertades fundamentales de africanos y de afrodescendientes contra el uso excesivo de la fuerza y de otras violaciones a los derechos humanos por parte de oficiales de aplicación de la ley», detalla las graves desigualdades y la «marcada marginación socioeconómica y política» que aqueja a afrodescendientes en muchos países, especialmente en América del Norte y del Sur y Europa.

En esos países, señala el informe, los afrodescendientes viven desproporcionadamente en la pobreza y enfrentan serias barreras en el acceso a sus derechos a la educación, la atención médica, el empleo, la vivienda adecuada y el agua potable, así como a la participación política y otros derechos humanos fundamentales.

«La deshumanización de los afrodescendientes… ha sostenido y cultivado una tolerancia a la discriminación racial, la desigualdad y la violencia», menciona al informe. De acuerdo con el informe, un mosaico de datos disponibles muestra «un alarmante cuadro de impactos sistémicos, desproporcionados y discriminatorios sobre los afrodescendientes en sus encuentros con la aplicación de la ley y el sistema de justicia penal en algunos Estados».

Los informes encontraron que los oficiales de aplicación de la ley rara vez son responsabilizados por las violaciones a los derechos humanos y delitos contra afrodescendientes, debido en parte a las deficientes investigaciones, la falta de supervisión independiente y robusta y de mecanismos de denuncia y rendición de cuentas, y a una amplia «presunción de culpabilidad» contra los afrodescendientes.

El informe también identifica una «necesidad, pendiente desde hace mucho tiempo, de confrontar los legados de la esclavitud, el comercio transatlántico de africanos esclavizados y del colonialismo, y de buscar una justicia reparadora».

«El racismo sistémico necesita una respuesta sistémica. Se necesita algo más integral que un enfoque fragmentado para desmantelar los sistemas arraigados por siglos de discriminación y violencia», dijo Bachelet al presentar el informe.

«Necesitamos un enfoque transformador que aborde las áreas interconectadas que activan el racismo, y conducen a tragedias repetidas y completamente evitables, como la muerte de George Floyd», añadió.

Floyd, de 46 años de edad, era un hombre afroestadounidense que murió en mayo de 2020 al ser detenido por la policía de Minneapolis en Estados Unidos. La resolución 43/1 del Consejo de Derechos Humanos encomendó en junio de 2020 a la Oficina de Derechos Humanos de la ONU, luego del asesinato de Floyd, preparar un informe integral sobre racismo sistémico.

Etiquetas

Josmary Escalona

Periodista principalmente de la fuente política que también hace diarismo, entrevistas y trabajos especiales sobre temas que la población desea conocer.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar