Internacionales

Juego de culpas en rastreo de orígenes complica lucha contra COVID-19, según medio de Zimbabue

«Es triste que el mundo esté siendo embaucado por Estados Unidos, mientras el país sigue jugando a la política barata sobre lo que ha denominado el ‘rastreo de los orígenes'», dice el artículo.


   La teoría estadounidense de la «fuga de laboratorio» sobre los orígenes de la COVID-19 es perjudicial para el progreso mundial y no ayuda a la lucha contra la enfermedad, según un artículo de opinión publicado por el periódico The Sunday Mail de Zimbabue.

   Trabajar juntos para obtener vacunas para todo el mundo y brindar apoyo a la Organización Mundial de la Salud (OMS) para que lidere los esfuerzos en la lucha contra la pandemia debería ser la prioridad de la comunidad internacional, no las conspiraciones sobre los orígenes del virus, dice el artículo.

   «El individualismo, la arrogancia y centrarse en las teorías de conspiración, como la ‘fuga del laboratorio’, solo retrasan la lucha contra la pandemia, a un coste enorme para la humanidad», afirma el artículo.

   «Es triste que el mundo esté siendo embaucado por Estados Unidos, mientras el país sigue jugando a la política barata sobre lo que ha denominado el ‘rastreo de los orígenesdestinado a atribuir la culpa a China por generar el virus mortal, supuestamente en una ‘fuga de laboratorio’ accidental», detalla.

   «Estados Unidos debería haber estado usando sus recursos y emociones para bien. En la actualidad, es China la que está haciendo más por el mundo en la lucha contra la enfermedad a través de la distribución de vacunas y el despliegue de la ciencia para detener la enfermedad», apunta.

   En África, menos del 5 por ciento de la población se ha vacunado contra el coronavirus y todo indica que se necesitarán como poco dos años o más para vacunar a la gente.

   La variante Delta, altamente transmisible, ha demostrado que la pandemia afecta tanto a los países ricos como a los pobres, y se pueden lograr avances si los países ricos desisten de la nacionalización de las vacunas, dice el artículo.

   Agrega que China ha realizado esfuerzos concertados para garantizar la accesibilidad y la equidad de las vacunas para países en desarrollo, particularmente en África.

Etiquetas

Anailys Vargas

Periodista y Msc. en Gerencia de RRHH. Actualmente, editora de la versión impresa y digital del diario Nuevo Día.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar