Internacionales

Talibanes autorizan a las afganas a ir a la universidad, pero separadas de los hombres

El ministro Abdul Baqi Haqqani dijo que los talibanes requieren crear un «razonable» programa educativo que concuerde con los valores islámicos, nacionales e históricos.


Las mujeres afganas pueden estudiar en la universidad, pero se prohibirán las clases mixtas bajo su mandato, indicó el ministro talibán de Educación Superior.

El grupo islamista radical que tomó el poder a mediados de agosto tras sacar al gobierno pro-occidental del poder, prometió actuar de forma diferente a como lo hizo en su anterior período en el poder entre 1996 y 2001. En ese entonces a las niñas y mujeres se les prohibió ir a la escuela y a la universidad.

«El pueblo de Afganistán seguirá teniendo educación superior según las reglas de la sharia (ley islámica) que veda las clases mixtas», señaló el ministro Abdul Baqi Haqqani en una reunión con hombres mayores, conocida como la loya jirga, el domingo.

Dijo que los talibanes requieren crear un razonable programa educativo que concuerde con los valores islámicos, nacionales e históricos. Asimismo,  afirmó que el sistema debe ser capaz de competir con otros países.

Segregarán a los jóvenes de ambos sexos en las escuelas primarias y secundarias, lo que era común en un país tan conservador como Afganistán.

Los talibanes abogan por respetar los avances en los derechos de la mujer, pero solo según su estricta interpretación de la ley islámica.

Si las mujeres podrán trabajar, educarse en altos niveles y mezclarse con hombres son algunas de las preguntas que más se hacen los observadores. Pero el cambio en la actitud de los talibanes la toman con escepticismo, y muchos se preguntan si cumplirán sus promesas.

Ninguna mujer estaba presente en la reunión del domingo en Kabul, en la que estuvieron otros altos funcionarios talibanes.

El ministro talibán solo habló con maestros y estudiantes varones, dijo una estudiante que trabajó en la ciudad universitaria durante el último gobierno.

Ella dijo que eso muestra la sistemática prevención sobre la participación de las mujeres en las decisiones y la distancia que hay entre las palabras de los talibanes y sus acciones.

Las admisiones universitarias aumentaron en los últimos 20 años de presencia occidental. Especialmente entre las mujeres que estudian al lado de los hombres y acuden a seminarios impartidos por profesores de sexo masculino.

Pero una serie de ataques en centros educativos en meses recientes, con saldo de decenas de muertos, generó pánico entre la población.

Los talibanes negaron estar tras los ataques, algunos de los cuales fueron reivindicados por el brazo local del Estado islámico.

Etiquetas

Anailys Vargas

Periodista y Msc. en Gerencia de RRHH. Actualmente, editora de la versión impresa y digital del diario Nuevo Día.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar